Ernesto 20 noviembre, 2018

DIFUNDIR – CRISTINA le cantó el “No va más” al gobierno de ocupación… que intenta meterla presa a como de lugar…

 

… y en su retirada, está devastando el país, desguazando las fábricas y desmantelando el Estado con el obvio propósito de que el regreso a la Argentina industrializada y soberana sea imposible. Cristina habló a las tres de la madrugada de ayer en el Senado poco antes de que se aprobara un presupuesto impuesto por técnicos extranjeros que supuso convalidar la entrega de la nación al arbitrio del Fondo Monetario Internacional cuyo socio principal es Estados Unidos. Se trata de una pieza tan clara y didáctica –y tan silenciada por la prensa hegemónica– que considero un deber militante su difusión, sobre todo entre los que no son propios pero que, ante la magnitud de la crisis (y el ahondamiento de una brecha que se está convirtiendo en un cañón del Colorado), comienzan a abrir sus oídos.

Se trata de una tarea mas importante aún en momentos en que se pretende consumar un auténtico golpe de palacio a la brasilera: desaforar a Cristina y meterla presa (ver más abajo) so pretexto de que habría encubierto a los supuestos instigadores iraníes de la voladura de la AMIA (¡mediante un acuerdo de entendimiento que fue refrendado por el propio Senado!) cuando asta la persona que el propio Macri puso al frente de la Unidad Especial de Investigación del atentado por parte del Poder Ejecutivo, el ex senador radical por Chubut Mario Cimadevilla, admitió en un informe-balance de lo actuado en esa función (que muy curiosamente se titula Infamia -Informe AMIA- como mi último libro) que no hay pruebas para acusar, no digamos al gobierno de la República Islámica, sino siquiera a algún ciudadano iraní, y que tampoco las hay contra Hezbolá, ni de la existencia de una camioneta-bomba ni de otras presuntas certezas que un periodismo venal ha venido sosteniendo y apuntalado durante casi un cuarto de siglo.

Quizá la maniobra esta vez resulte fallida pero hay que permanecer atentos y vigilantes porque es obvio que Estados Unidos e Israel, el Grupo Clarín y sus corifeos y corifeas, están decididos a proscribir a Cristina, pues ya no confían en la seguridad de que Macri pueda ganarle en un balotaje.

 

 

J.J. Salinas

 

 

 

ver original

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: